Psicología

Inicio Psicología Cuerpo-Mente La Mente Positiva y los Milagros

La Mente Positiva y los Milagros

Publicado por Malena

Los milagros son naturales no sobrenaturales

Existe una indudable relación entre los pensamientos y los hechos. Todos sabemos que la gente optimista que confía en si mismo y se siente segura puede cumplir con todos sus objetivos sin demasiados contratiempos, en tanto que los pesimistas que se complacen con el sufrimiento se encuentran estancados y desesperados.

La Mente Positiva y los Milagros

La mente positiva hace milagros al producir un efecto en los otros y en el ambiente del cual formamos parte, porque todo pensamiento conduce a la acción y según la ley natural, toda acción produce una reacción.

Pero hay además una condición que es primordial a la hora de proponernos fines específicos para asegurarnos su cumplimiento, que es la de no quedarnos pegados a ese proyecto.

Ni bien planificamos algo, hay que soltarlo, como si echáramos una carta al buzón.

La entrega, la rendición, a lo que Es, y el abandono del control, permite descubrir el flujo continuo de la abundancia y la felicidad, porque todo se ordena según lo que pensamos.

Si te entregas, no tienes miedo, porque vivir con miedo es peor que la misma muerte. Si no tienes miedo, no tienes preocupación, si no tienes preocupación eres libre. Si eres libre eres feliz, si eres feliz permites que fluya la bienaventuranza por todo tu cuerpo y es imposible fracasar, porque la naturaleza no comete errores.

Lo mismo ocurre con las enfermedades. Una enfermedad es una aberración no natural, porque la naturaleza es perfecta y nosotros formamos parte de ella.

Una enfermedad expresa un estado emocional que no se puede enfrentar, asimilar ni elaborar. Ese impedimento produce un bloqueo mental que también se manifiesta físicamente.

Hipócrates, 460 años antes de Cristo decía que todas las enfermedades se curan por alguna forma de evacuación; ya sea por la boca, por el ano, por la vejiga, por las glándulas sudoríparas etc. Es decir, que es fundamental que fluya libremente el flujo de la vida y no se estanque, porque el estancamiento tanto mental como físico produce enfermedades de todo tipo.

Los problemas humanos están relacionados con el orgullo egocéntrico de creer que gracias a nuestras decisiones la realidad puede normalizarse.

Sentirse útil es una necesidad humana, pero toda empresa altruista en última instancia sirve a fines egoístas que nos hacen sentir mejor.

Cada vez que las circunstancias te parezcan adversas, debes decirte a ti mismo: NO ME IMPORTA y hacer sólo lo necesario, lo que es para cada uno, lo que corresponda que sea bien evidente que hay que hacer; y luego, esperar y aprender a confiar.

El dolor es subjetivo, porque cada individuo sufre de distinta manera con la misma afección, porque lo más importante del dolor es su significado.

Los dolores como los sueños también tienen un significado simbólico, y este simbolismo se remite al hombre primitivo y sus mitos.

Conocer el significado inconsciente de cualquier trastorno de la salud permite enfrentar el conflicto, tomar las decisiones necesarias y curar los males.

Depende del órgano afectado por el dolor el significado inconsciente simbólico que está expresando y que representa el obstáculo que nos impide avanzar.

Los dolores de huesos son problemas que están manifestando a la vez estructuras de pensamiento muy rígidas, falta de flexibilidad y estrechez mental.

Las quebraduras de huesos expresan obstinación, terquedad. Cuando el dolor es en las piernas significa dificultades para avanzar, miedo a lo nuevo.

Los dolores de cabeza antiguamente se asociaban a influencias maléficas con el poder de alterar el pensamiento, que representan preocupaciones negativas que ocupan la mente bloqueando el libre flujo de la actividad normal.

Las patologías de la piel dependen de las toxinas que contenga la sangre. Las toxinas son sustancias nocivas que envenenan al cuerpo.

Los pensamientos negativos son las toxinas del alma.

Categorías: Psicología Cuerpo-Mente