Psicología

Inicio Sexualidad Problemas de erección en el hombre

Problemas de erección en el hombre

Publicado por Israel Rios

Aunque pueda parecer que el problema de la falta de erección que sucede a más hombres de lo que podemos pensar tanto de forma intermitente como más crónica, puede tener un origen físico, a veces es mejor recurrir a un psicólogo ya que en un alto porcentaje de veces nos encontramos con una traba mental que acaba repercutiendo a la parte sexual y por ende a la relación de pareja, o sea, un problema de origen psicológico o emocional.

disfuncion

Tengamos en cuenta que la disfunción eréctil es una de las causas más recurrentes en las consultas de sexología.

Aunque es verdad que hay fármacos que resuelven esta parte del problema de la erección también es cierto que hay terapias muy efectivas que van al origen más profundo del problema para poder conseguir una cura más efectiva y duradera.

También es verdad que no todos los hombres se sienten cómodos hablando de estos temas ante un desconocido de tal forma que acaban recurriendo a la parte de las medicinas. Desde aquí animamos a aquellos que sufran de estos problemas a que puedan buscar el consejo y la ayuda de un buen profesional de la psicología en la rama de la sexología.

Tengamos en cuenta que en la psicología de los hombres está muy presente la asociación de erección con varonilidad así como la falta de varonilidad y de hombría ante los problemas de erección.

Este es uno de los obstáculos que impiden el buscar la ayuda psicológica a través de un profesional.

Este tipo de pensamientos sobre su virilidad comprometida por la falta de erecciones hace que a su vez sirva de retroalimentación para que el problema se agudice. Este tipo de pensamientos hacen que el hombre se sienta presionado para poder conseguir la erección pero esta presión ejerce el efecto contrario. Es una traba psicológica muy parecida a la que sucede con el insomnio, cuanto más se piensa que hay que descansar más se agraba el insomnio.

La propia inseguridad y falta de confianza puede causar que una sola vez que suceda el problema se vuelva crónico. La rumiación del problema en la mente de forma constante hace que lo que podía haber sido algo puntual se convierta en algo más continuo hasta llegar a convertirse en un verdadero problema.

Aunque el diagnóstico final del origen de este problema de disfunción erectil lo tendría que realizar un experto sexólogo de forma personalizada también es verdad que hay ciertas causas recurrentes entre las que contamos por ejemplo, el cansancio o el estrés.

Evidentemente que desde aquí recomendamos realizar una valoración médica de todo el problema para descartar cualquier origen de tipo fisiológico.

Por lo tanto la relajación así como buscar cómo aliviar el estrés son métodos prácticos muy efectivos para acabar con el problema de la falta de erección.

Por supuesto que realizar un trabajo de reforzamiento de la autoestima es importante para poder llegar a superar este problema a nivel psicológico.

Cuando hay un problema de depresión de fondo se complica un poco pues hay que atacar directamente a esta depresión.

Categorías: Sexualidad