Psicología

Inicio Educación, Familia Buscando la felicidad familiar

Buscando la felicidad familiar

Publicado por Israel Rios

Conseguir una familia equilibrada en el sentido de conseguir que todos sus miembros se sientan felices es una aspiración que todo miembro responsable de una familia puede llegar a conseguir.

Tengamos en cuenta que la familia es la unidad que forman las diferentes sociedades porque la familia es la extensión de los individuos y la sociedad es por lo tanto la extensión de las familias.

Cartagena-puerto--644x362

Cuantas más familias felices se encuentren en una sociedad más feliz será esa misma sociedad por lo que la responsabilidad de los miembros responsables de una familia es muy grande a la hora de formarla ya que el bienestar de la sociedad depende de estos miembros.

Llamaremos miembros responsables a lo padres como regla general pero la realidad es que un hermano mayor también llega a ser una parte responsable de sus hermanos menores y responsable de que la familia sea mas o menos feliz.

Para que un miembro de la familia sea feliz es importante conseguir que el resto de la familia le ayude a llegar a esa meta y así debe de ser entre todos de forma que esta retroalimentación ayude a tener la tan ansiada felicidad familiar.

La comunicación es una de las claves más importantes para lograr un entorno familiar saludable que ayude a sus miembros a desarrollarse positivamente como personas dentro de su sociedad.

Pero esta comunicación no puede ser de cualquier forma evidentemente sino que tiene que ser respetuosa, sabiéndose escuchar, tolerante y con ánimo de encontrar soluciones.

En definitiva se tiene que conseguir un entorno en el que los miembros de la familia sientan que su entorno familiar es todo un refugio.
Lo normal en la familia es que los padres no escuchen a sus hijos cuando ellos necesitan ser escuchados y los padres son ignorados por los hijos cuando estos les quieren imponer normas etc.

Si una familia aprende a llevar todo con el diálogo y la discusión familiar desde el principio tienen aseguradas muchas posibilidades de éxito como núcleo familiar sin lugar a dudas.

Dentro de esos diálogos que se deben de dar de forma frecuente podemos incluir aquellos que incluyen la historia familiar.

Es importante que los más pequeños conozcan los detalles de la historia de sus padres, desde niños hasta el momento de conocerse y hasta llegar la situación actual. Los hijos deben de interiorizar esta historia familiar para poder comprender mucho mejor a sus padres y la respuesta al porqué de muchas cosas.

Entre los miembros de la familia es importante aprender a escucharse y tener la oportunidad en cualquier situación de ser escuchado.

Se puede comenzar por una reunión familiar en el que cada miembro de la familia pone al día a los demás sobre como le ha ido la semana, alegrías, tristezas, problemas, etc.

El resto de la familia después de escuchar debe de ver como poder ayudarlo.

De esta forma el núcleo familiar va consiguiendo ese objetivo de que sea cada vez un entorno más feliz.

Categorías: Educación, Familia