Psicología

Inicio General Algo sobre la Vigorexia

Algo sobre la Vigorexia

Publicado por Israel Rios

Hoy te vamos a hablar de un problema psicológico que afecta a la percepción de nuestro cuerpo y que no es ni la anorexia ni la bulimia. Se trata de una enfermedad de estos tiempos llamada vigorexia.

La vigorexia es la obsesión por tener un cuerpo musculoso. Son personas que vuelcan toda su vida en conseguir el objetivo de tener el cuerpo deseado. El problema no está en ir al Gimnasio y cuidarse, eso está muy bien, el problema es cuando todo esto afecta a nuestra vida diaria en sociedad, en nuestro trabajo, familia, amigos e incluso generando problemas de tipo físico lo cual es una paradoja cuando se trata de realizar deporte y cuidar nuestro organismo.

vigorexia

El vigoréxico ve una imagen distorsionada de uno mismo, algo que coincide con el problema de las anoréxicas. La anoréxica nunca se ve lo suficientemente delgada mientras que el enfermo de vigorexia nunca se ve con suficientes músculos ni lo suficientemente definidos.

A pesar de que está entrando cada vez más en las mujeres son los varones entre 18 y 35 los afectados principalmente por este problema. En el lado de la anorexia son las mujeres las principalmente afectadas. Esta diferencia en los sexos nos daría para poder realizar algunas reflexiones al respecto.

Es curioso como al ponerse frente a un espejo la distorsión de la realidad es tan evidente. Verdaderamente un vigoréxico no se ve nunca tan musculoso como desearía y esto hace que muchos de ellos lleguen a unas hipertrofias de su musculatura realmente terribles y lo hacen usando sustancias muy perjudiciales para la salud como hormonas y esteroides.

Se vuelven completamente estrictos a la hora de la dieta de tal forma que toman todo tipo de proteínas para engordar sus músculos y evitan a toda costa cualquier forma de grasa.

Es un problema que puede no verse venir y que comienza con alguien que quiere entrar a hacer un poco de deporte para poder encontrarse mejor físicamente. De esta forma poco a poco comienza la obsesión por tener más y más músculos. La vigorexia empieza porque la persona va cada vez más horas al gimnasio de tal forma que esta rutina se vuelve  el centro de gravedad de todas las actividades de la vida diaria.

Otra característica de la vigorexia es como influye en la dieta de tal forma que se comienzan a comprar suplementos, cambiar la forma de comer e incluso, y mucho más peligroso, empiezan a tomar sustancias como esteroides y hormonas para conseguir la forma física que quieren que como ya hemos dicho pueden ser muy perjudiciales a medio y largo plazo.

Se puede comprobar que comienza un cuadro obsesivo de tal forma que se miran a los espejos durante todo el día  y realizan tablas de ejercicios en cualquier lugar y a cualquier hora.

El origen de este problema como todos los relacionados con el estado de nuestro cuerpo provienen en su mayor medida por la presión social, una presión que en la mayoría de las veces es más percibida que real.

La presión social y una baja autoestima son resortes para poder encontrarnos con este problema. Hay que trabaja en la base de lo que ha originado este problema de forma personalizada a través de un tratamiento psicológico.

Categorías: General