Psicología

Inicio General La Depresión de los Domingos

La Depresión de los Domingos

Publicado por Malena

Es común escuchar a las personas lamentarse sobre la depresión que sufren los días domingos; y hasta existen estadísticas que corroboran esta afirmación, registrando un aumento en la cantidad de suicidios.

Aunque Dios haya creado el mundo en seis días y el séptimo descansó, pocos seres humanos pueden descansar los días domingos.

Parecería que cada vez más gente prefiere seguir trabajando como lo hace habitualmente, sin parar, o bien planificar un día de descanso, con un esquema de actividades agotador.

La Depresión de los Domingos

Existen razones para que a muchos, un día sin hacer nada los pueda llegar a deprimir.

Durante la semana, la mayoría desarrolla una febril actividad que apenas le deja tiempo para sentarse a comer tranquilo.

Los niños no son una excepción porque también tienen sus días ocupados con una gran variedad de actividades, además de ir a la escuela.

Y los ancianos que todavía pueden caminar y salir, tampoco tienen en sus agendas espacio para el descanso.

Así es como toda la sociedad comparte el mismo ritmo de acción que es lo que se necesita para crear un condicionamiento.

De manera que la actividad febril se convierte en un hábito para algunos y hasta en una adicción para otros.

Y si hay alguien que se queda sin hacer nada se pueden llegar a sentir culpable por perder el tiempo, ya que el ocio, que es lo contrario del negocio, está devaluado y subestimado.

Sin embargo, nuestro cuerpo y mente necesitan relajarse alguna vez, para distraerse de la actividad cotidiana.

La depresión del domingo se suele relacionar con la soledad que se puede llegar a sentir en las grandes ciudades, y sentirse solo puede significar un motivo para caer en una depresión.

Pero existe un modo de estar en soledad que es diferente, que no nos hace añorar la compañía, que nos permite la libertad de no hacer nada o simplemente disfrutar de aquello que nos gusta.

Para no necesitar en forma imperiosa a otro, es importante estar bien con uno mismo, porque cuando hay un conflicto interno se hace más acuciante la soledad, cuando la conciencia intenta buscar el equilibrio y nos exige enfrentar las cuestiones pendientes.

El problema del domingo es que nos obliga a reflexionar sobre nuestras constantes contradicciones. Pensar una cosa, decir otra y hacer otra totalmente diferente.

Aunque pensar en los problemas no es lo más recomendable, es lo que hacemos por lo general, en lugar de aprender a vivir con los problemas y a resolver las cosas cuando suceden.

Tener conciencia del momento presente no es cosa fácil para una personalidad depresiva, porque su tendencia es añorar el pasado y preocuparse por el futuro, dejando de lado el aquí y ahora que es eterno.

El domingo puede llegar a ser el día perfecto para empezar algo nuevo y deberíamos atrevernos a vivirlo sin miedo a la soledad.

Solamente solos con nosotros mismos podemos tomar conciencia de que nuestro bienestar sólo depende de nuestros pensamientos; y que podemos aprender a disfrutar plenamente, la tranquilidad que nos brinda la seguridad de saber que nunca estamos solos.

Categorías: General

19 comentarios para “La Depresión de los Domingos”


  • Muy buen tratamiento diste a un tema común a tantos, un placer leerte Malena.
    Quiero que sepas que siempre paso por tú página, me es fácil encontrarla porque está entre los importantes, privilegiado en mis Marcadores.
    Un beso,
    Viviana

  • hola Viviana, muchas gracias por tenerme entre los privilegiados que visitás, un placer de recibir tus comentarios, un beso, malena

  • Muchas Gracias por abordar este tema tan importante para muchos, que es la depresion, de una manera tan clara y asertiva. Me ha servido en mi vida personal y en la profesional.

  • Querida Sandra, un placer saber que pude escribir algo útil para ti. La felicidad más grande es ayudar a las personas, un beso, malena

  • ES UN GRAN TEMA EL QE QISO USTED PROFUNDISAR
    EN LAS CUIDADES ES MUY COMUN Y NADIE LO QUIERE ADMITIR ..MY FORMA DE DESCANSAR LOS DOMINGOS ES HACIENDO DEPORTE PERO NO IMPUESTO POR MI SI NO COMO ALGO INCONSIENTE QE DEBO HACER ..I UNOS ES EL RESPONBLE DE SU ESTADO DE ANIMO SOLAMENTE
    ADIOSS..

  • Hola Marcelo, tienes razón, el afuera y el adentro es lo mismo, si estamos mal el exterior se pone igual y pasan cosas desagradables. Todo depende de nosotros, un beso, malena

  • Hola, de alguna manera llega a esta pagina y casualmente me identifique mucho con lo que escribiste. Al leer esto pense, «mi psicologa no me lo quiere decir pero tengo personalidad depresiva»…puede que este generalizando un poco, pero asi lo que escribiste es lo que siento. Detesto pasar tiempo sin hacer nada (para el futuro) y a la vez me cuesta muchisimo concentrarme para hacer algo productivo, y es el sentimiento de soledad que vos describis lo que me traba. La unica diferencia que encuentro es que hace un tiempo ya que mi momento mas depresivo de la semana paso de ser el domingo a las 7:30 a el sabado casi toda la tarde y la noche. Tiene que ver para mi con la expectativa que tiene el sabado para una persona joven cuando esta en busca de algo que no tiene… comentario anecdotico, solo intento descargarme un poco, no se si es el lugar apropiado…pero si bien el futuro me preocupa de sobremanera, siento que ya hoy en dia ya me desvie del camino correcto y que me cuesta una barbaridad volver, y lo peor es el sentimiento de que el mundo no me necesita…quisiera saber si podrias darme algunas recomendaciones de como evitar caer en esa sensación para tener un poco de tranquilidad, ya que, al fin y al cabo, siento que, como vos decis, en la semana vivo cargado de actividades (que no disfruto, que no tienen que ver con lo que yo realmente quiero hacer) y en mi momento libre sufro de este sentimiento espantoso.
    saludos y gracias

  • Hola Nicolás, tienes que encontrar tu verdadero camino, detectar lo que te gusta hacer y dedicarte a ello con toda el alma. Necesitas comprometerte con algo en serio, oblígate a conectarte con tus propios intereses y desarrollarlos.
    Trata de relacionarte, frecuentar grupos, hacer algún curso, no quedarte solo.
    Sigue con la terapia que te ayudará. un beso, malena

  • hola… llegue a esta pagina porque los domingos me deprimen mucho, son horribles! no sirven para nada… solo para ir a misa (el que va, no como yo)
    porque no es un dia para trabajar ni tampoco para festejar, porquen al otro dia hay que empezar la semana… en fin!
    yo queria saber si es cierto que la mayor cantidad de suicidios ocurren los dias domingos. asi que me e sacado mi duda…

    adios!

  • Hola Tania, en realidad depende como lo mires. El domingo es el primer día de la semana, no el último y es el día para uno mismo.
    Es el día que salimos de la rutina y tenemos la oportunidad de hacer cosas diferentes.
    Porque la rutina es una forma de huir de uno mismo.
    Puedes planificar tus domingos durante la semana. Es una buena forma que no te sorprenda y te angustie.
    No hagas una sola cosa, reparte el día con distintas cosas diferentes. Si puedes relacionarte con alguien mejor, si no, no es indispensable, puedes pasar el día sola y ser feliz igual. Es justo el día para empezar algo nuevo. Es una cuestión de actitud. Somos lo que pensamos. un beso, malena

  • El domingo es uno de mis días menos preferidos de la semana, y es en efecto por la infame depresión. El hecho de que el lunes empieza súbitamente esa caga laboral/estudiantil o que tienes poco tiempo para prepararte para un examen, …. y como el resto de tu familia está en sus cosas (como mi hermano que mira fútbol o películas esos días y mi mamá que juega cartas o en la computadora, etc.), tienes que pasarte tú mismo un día que debería ser de relajos.

    Por eso mi día de mayor preferencia es con creces el viernes, da la sensación de entrar en una excepcional relajación. ¿No les ha pasado lo mismo?

  • Hola Gustavo, el domingo es un día de descanso de la rutina cotidiana, por lo tanto se puede hacer otra cosa diferente o simplemente nada, disfrutando de la naturaleza, de un día de sol, paseando, o tomando un café, estar con amigos, cada uno haciendo lo que quiere, sin miedo al ocio. Relajarse y quedarse tranquilo no es perder el tiempo, es ganar salud. un beso, malena

  • me gustaria que todos sepan aunque no aplico esto a mi vida, que el dolor y la depresion son pasajeros, no debemos dejarnos ganar por la depresion acerquense a Dios! no saben la paz que uno encuentra en la iglesia o en una simple oracion y PAZ es lo que todos necesitamos cuando estamos sumergidos en este horrible vacio, suerte a todos y a levantarse!

  • Gracias por la informacion, fue de mucha ayuda, pense que era la unica a la que le pasaban este tipo de cosas pero veo que hay mucha gente igual. Considero que el punto clave es la vida tan agitada que llevamos y que no nos dedicamos a nosotros mismos… mas cuando tenemos una preocupacion que nos atormenta dia a dia, el espacio libre que tenemos el domingo unicamente nos ayuda para seguir pensando en ese tormento y lo que debemos hacer es buscar hacer algo que nos guste.

  • Hola, Malena… Ando algo triste y llegué a la página buscando precisamente la palabra «depresión», o tratando de buscar ayuda, por decirlo de otra forma… Leí tu comentario… me parece acertado y también, como muchos, me veo reflejado en él, aunque para mí el problema es algo grande… o, más que eso, es una bola de nieve, al menos así lo veo yo… Hace años que sufro de esto, he tomado fármacos, me la he tratado, me la he autodejado de tratar, he pensado en matarme y, aunque suene extraño, también me he sentido lleno de vida… En fin… Hay matices dentro de todo esto… pero lo que no he podido encontrar nunca son las ganas de hacer cosas, llenar mis días de actividades, sobretodo en mis mañanas… despierto mi día a día como si no hubiera dormido nada o muy mal… lo único que pienso es en seguir durmiendo, o en dormir y no despertar jamás (de hecho lo hago, horas y horas, muchas veces)… eso y la soledad que siento me frenan, me traban, me tienen acá, algo agonizante… como que me siento próximo a mi muerte… y mi corazón a veces salta por eso algo extraño, pero no entiendo porqué pasa eso… Cuando pienso en las tardes de domingo (como hoy): «mañana será otro día, un día para despertar sintiendo distinto…», despierto el lunes sintiendo lo mismo de siempre… Ojalá haya alguien más que sienta así, me siento tan solo, como que nadie pudiera entenderme…
    A veces he pensado que autoreconocerme como «depresivo» es parte de la solución al problema, para aprender a aceptarme y quererme así, depresivo y todo, pero me cuesta demasiado porque es un problema que pesa… y al sentir ese peso sólo quiero alivianarme…
    Quizás más que ayuda pienso que este es un «ciberlugar» para compartir opiniones al respecto… ¿es que a alguien le pasa algo similar?… Gracias, Malena y gracias a tod@s…

  • celina rodriguez enero 10, 2009 a las 5:28 pm

    !hola malena! tengo 5anos divorciada y a partir de hay mi vida tiene un horario de 9,a.m a 6p.m despues de lunes a sabado es mi horario de trabajo despues mi reloj se para no tengo amigos no salgo no tomo no fumo solamente leo algunas veces no me gusta compartir en grupo sinceramente no se si esto es depresion,pero el domingo es el dia mas triste para mi.tengo 50 anos

  • hola, los domingos son los días de más violencia doméstica, los domingos
    son días muy malos por que muchos abusan del alcohol.
    también son días en que se gasta mucho dinero,en compras tontas, en restaurantes.
    en fín el domingo es un día muy raro, y especial, desde siempre lo he notado
    pero en fín tenemos que cambiar nuestro ego, nuestro cuerpo de dolor, para poder aceptar estos días
    saludos

  • Excelente artículo Malena. Su claridad, objetividad y practicidad son sobresalientes. En lo personal, éste y otros artículos suyos me han servido y ayudado. Felicidades.