Psicología

Inicio Psicología Laboral Cómo sacar provecho a las reuniones de trabajo

Cómo sacar provecho a las reuniones de trabajo

Publicado por Israel Rios

Cuando hablamos de estudios o de trabajo las reuniones se hacen imprescindibles en muchos casos para poder sacar adelante ciertas actividades. Pero estas puedes ser un completo fracaso o una ayuda para el éxito dependiendo de como se programen y como se lleven a cabo.

Dentro de la Psicología Industrial o laboral encontramos las indicaciones y consejos necesarios para realizar reuniones con todo el éxito.

5b2f43c3dd33e371088ce003fc1231b3

Es importante poder resolver en colaboración con otras personas los problemas y retos que van surgiendo y para ello las reuniones son algo fundamental y hay que darle la importancia que se merece para ir camino del éxito.

En este caso una reunión es un conjunto de personas que aúnan fuerzas para conseguir un objetivo común.

A todos los que están en la reunión les interesa ponerse de acuerdo para que el objetivo se pueda cumplir y para ello hay que cumplir ciertos requisitos fundamentales.

Para comenzar debemos conocer como de homogéneo o heterogéneo es el grupo que lo conforma de tal forma que debemos conocer la edad, jerarquía, especialización, sexo y demás variables que nos darán las claves para acometer el trabajo en grupo en esta reunión.

Está estudiado que un grupo homogéneo llega antes a la solución pero un grupo heterogéneo puede llegar más lejos y con mejores soluciones y más creativas si se ponen de acuerdo claro está y para ello están los consejos que te presentamos en el día de hoy.

El liderazgo es importante y para ello podemos elegir un líder dentro del grupo que vaya cambiando semanalmente.

Este líder establece el horario de las reuniones, los objetivos a cumplir así como asegurarse de que se cumplan y, por último, será el que dirija las mismas.

Uno de los problemas de estos encuentros laborales o de estudio es que se llegan a hacer eternas y es por eso que tenemos que hacerlas con reloj y ser estrictos. Tener un orden del día es importante para poder realizar reuniones eficientes. Establecer unos límites horarios obligatorios agiliza el encuentro y motiva a los asistentes.

A modo de ejemplo podemos decir que en la reunión deben de haber 5 minutos de exposición de cada miembro y posteriormente de 20 minutos a una hora de debate controlado por el líder así como una conclusión final realizada por el mismo.

En cuanto a la elección de un líder que vaya cambiando es un tema que deben de decidir entre los miembros del grupo de reunión ya que esto puede ser contraproducente en unos casos y una medida efectiva en otros.

Antes de la reunión deben de haber objetivos claros, un orden del día programado y durante la reunión se debe de ser estricto con los horarios y con el orden de los temas a tratar. Todo lo que sea desorden y falta de planificación y liderazgo va a repercutir en que la reunión no pueda llegar a buen término repercutiendo a su vez en que la empresa no pueda avanzar o llegar a los objetivos trazados.

De las reuniones deben de salir conclusiones que deben de quedar consensuadas y claras para todos los miembros de la reunión.

Categorías: Psicología Laboral