Psicología

Inicio General PAS: Personas altamente sensibles

PAS: Personas altamente sensibles

Publicado por Lic. Maria V.

¿Qué significa la sigla PAS? Y ¿a qué haría referencia la denominación Personas altamente sensibles?

En primer lugar vale la aclaración que es muy importante no tomar estas caracterizaciones de manera literal e inflexible.

Hay, en el último tiempo, un afán significativo por catalogar y diagnosticarlo todo, fundamentalmente en el área de la Salud Mental. Por eso, todo lo que aquí se exponga es a modo informativo y se espera que se reciba sin intención de rigidizar o etiquetar bajo estas siglas a ninguna persona.

Las siglas PAS no se corresponden a una enfermedad o trastorno, es un modo de caracterizar rasgos que fueron observados por la psicóloga norteamericana Elaine Aron, acuñando como resultado un concepto que los agrupa.

La personas que presentan estos rasgos tendrían un sistema neurosensorial más desarrollado que la mayoría. Es decir, que son más sensibles en el proceso sensorial mismo. Todo lo que perciben del entorno tanto interno como externo les genera un impacto muy significativo.

Suelen percibir mayores sutilezas que la mayoría de las personas, son muy observadores y suelen absorber fácilmente lo que sucede a su alrededor.

Estas características implican una gran potencialidad creativa, porque son personas que reciben con sensibilidad gran cantidad de información y de detalles del entorno, posicionándose desde una perspectiva sensible frente a lo que les sucede.

Esta capacidad de experimentar de manera tan vívida les otorga perspicacia, empatía y facilidad para desarrollar reflexiones profundas. Sin embargo, esto mismo puede generar una fuerte tendencia a abrumarse o a sufrir estrés. 

Dado que los estímulos impactan en su sistema sensorial de manera muy intensa, todas las emociones que se asocien suelen estar magnificadas.

Suelen estresarse, entonces, con mucha facilidad, siendo como esponjas en su ambiente e incorporando para sí mismos mucho de lo que ocurre a su alrededor.

Esto implica que a veces resulta un desafío separarse de lo que les sucede a otras personas, o restarle importancia a determinados asuntos conflictivos . Todo lo que se les dice suele ser tomado de manera personal, y es difícil que puedan pasar una afrenta por alto.

Tienden a sobreestimularse fácilmente ya que, cómo mencionamos anteriormente, cada estímulo tiene un gran impacto y suelen ser muy permeables.

Es muy importante el autocuidado en personas con rasgos de este tipo porque pueden saturarse con frecuencia, entrando en círculos de agotamiento mental y emocional, con necesidad de espacios tranquilos que les garanticen disminución de estímulos para poder recuperarse.

Como sabemos el estrés sostenido en el tiempo y el estado de alerta constante puede traer como consecuencia otras complicaciones a nivel salud, y por esto es importante tomar precauciones si se observa una sensibilidad de este tipo.

Las personas con estos rasgos tienen gran capacidad de escucha y se conmueven fácilmente por lo que le ocurre a otras personas. Esto es muy importante en cuanto a su posición como generadores de cambios sociales.

Pero es esencial que establezcan límites y que conozcan estas características en sí mismos.  Así podrán visibilizarlo antes de tiempo y permitirse un descanso que disminuya la posibilidad de desarrollar estrés o ansiedad.

 

 

Categorías: General