Psicología

Inicio Psicoanálisis El armazón significante

El armazón significante

Publicado por Betina Ganim

El texto “De una cuestión preliminar a todo tratamiento posible de la psicosis” es un escrito que incluye los puntos más importantes de lo que Jacques Lacan transmitió en su Seminario (que conocemos como el Seminario 3, Las psicosis, durante los años 1955-1956)

En este Escrito, siguiendo a J-A Miller, podemos decir que no solo encontramos los efectos de la investigación sobre la psicosis, sino también de la fobia.

armazon ste

Esa relación entre psicosis y fobia que Lacan demostrará con sus esquemas R e I en el citado escrito, tiene que ver con la cuestión de la Forclusión del Nombre del padre: que sería algo así como la base de la teoría de la psicosis en la enseñanza de Lacan.

Pero antes de llegar a lo que se ha vuelto un cliché en lo que se refiere a la psicosis y su teorización lacaniana, veremos de qué va esto de la Forclusión del Nombre del Padre.

Tomando a J-A Miller, iré plantando en este y los próximos posts, esas tesis que constituyen una teoría lacaniana de la psicosis.

Son cinco las tesis en las que podemos descomponer lo que conocemos como la Forclusión del Nombre del Padre.

Hoy abordaré la primera tesis, según la cual el armazón significante constituye el mundo para para todo sujeto.
Esto significa que todo lo que tiene que ver con el sentimiento de realidad, lo coherente de los vínculos del sujeto con los otros, no está dado desde entrada. Sino que hay una consistente coherencia de significantes que es el sostén de aquel mundo en el que el sujeto adviene.

Esta característica del armazón significante como condición previa ya lo tenemos en Freud y en la experiencia de Lacan; y no se limita solamente al Complejo de Edipo. Sabemos que éste fue durante mucho tiempo un operador fundamental para determinar estructuralmente la Neurosis.

Hoy en día podemos decir que ese operador ya no es el mismo, así que debemos plantearnos otras cuestiones más allá de los diagnósticos estructurales clásicos.

Pero no me meteré hoy con este tema.

Lo cierto es que Lacan considera que ya esta materia significante es mucho más rica en otras culturas, incluso las “primitivas”, en las que se lleva a cabo una simbolización fluida de cuestiones como el origen de la vida y de la muerte, de la culpa y la sexualidad, etc. En ese punto podemos decir que es mucho más «rico» ese ese «armazón significante» que el nuestro. Y el Edipo es considerado como núcleo de mito.

Lacan considera que para el hombre moderno, para el hombre que es efecto del discurso científico, el armazón significante básico del mundo al que adviene el hombre moderno, le es suficiente ese resto de mito.

Al contrario de lo que consideran muchos, para Lacan el Edipo no es lo estructural por excelencia en lo que hace el psicoanálisis. Al menos Lacan no dijo precisamente eso; sino que al contrario, desde el inicio de sus seminarios tiene una concepción de «conjunto» en lo que hace a ese «armazón significante», de la cual, residualmente, el Edipo es lo que nos permite operar.

Y la preocupación constante de Lacan fue cómo operar con algo diferente a ese núcleo edípico. Algo que tendrá su formalización con la teoría de los nudos que irá construyendo en su última enseñanza.

Seguiremos con las próximas tesis en los posts siguientes.

FUENTE: MILLER, J-A. «Recorrido de Lacan. Ocho Conferencias». Ed. Manantial

Categorías: Psicoanálisis