Psicología

Inicio Depresión El Trastorno Depresivo Estacional

El Trastorno Depresivo Estacional

Publicado por Israel Rios

Hoy os vamos a introducir en una variante muy común dentro del mundo de las depresiones, de trata del Trastorno Depresivo Estacional, un tipo de depresión que depende exclusivamente de factores externos como el clima o la estación del año en la que estemos.

Lamentablemente nuestro estado de alegría o tristeza así como otros muchos sentimientos y emociones que nos embargan cada día dependen casi exclusivamente de aquellas circunstancias que nos rodean, lamentablemente somos víctimas de las circunstancias y estamos influenciados por ellas completamente.

A person walking alone in thick fog.

A person walking alone in thick fog.

En este estado estaremos muy lejos de aquello que se llama felicidad y en este Trastorno Depresivo Estacional encontramos uno de los ejemplos más extremos de lo que es ser víctimas de las circunstancias.

Todos podemos sentirnos más alegres ante un día despejado lleno de luz y veraniego a la vez que sentirnos más tristes ante un día nublado oscuro y frio. Podemos tomar esto como algo normal pero sin duda que sería el comienzo de un posible Trastorno Depresivo Estacional.

La clave para evitarlo está en no depender de las circunstancias pero en realidad esto no es fácil de conseguir sobre todo en una sociedad tan materialista y volcada hacia lo exterior y a pensar que la felicidad tiene que ver con nuestras posesiones.

Cuando este sentimiento de tristeza no es ocasional sino que se convierte en algo persistente estamos ante una probabilidad alta de encontrarnos con un Trastorno Depresivo Estacional.

Según los últimos estudios este trastorno lo sufren entre un 2 por ciento y un 10 por ciento de la población y sobre todo en los meses de invierno. Es más agudo el problema cuanto mas al norte nos vamos, en aquellos lugares de inviernos duros y cuyo cambio de estación es brusco y oersistente como por ejemplo en los países nórdicos.

Seguro que si pensamos en un día nublado y lluvioso lo relacionamos más con el quedarnos en casa viendo películas y por otro lado, si pensamos en un día soleado seguro que querremos salir a disfrutar del aire libre.

Es evidente que el dia frío y nublado ya lo asociamos directamente con emociones de melancolía, tristeza etc y son estas asociaciones las que nos pueden llevar a un Trastorno Depresivo Estacional.

Hay una hipótesis que relaciona los sentimientos de tristeza o de depresión con la cantidad de luz en el ambiente de tal forma que al haber mas luz se tiende a la alegría y al haber menos se tiende a la tristeza.

En invierno las condiciones de luz son muy pobres y la tristeza se convierte en algo constante que puede llevar a un Trastorno Depresivo Estacional.

Unida a esta hipótesis de la luminosidad tenemos una asociación a la falta de vitamina D. Parece que el tratamiento con Vitamina D es muy efectivo para la prevención y la curación de este trastorno de depresión.

La vitamina D se encuentra involucrada en la creación de serotonina y dopamina que están tan relacionadas con los estados de felicidad y alegría de tal forma que su ingesta sería una perfecta solución.

Categorías: Depresión