Psicología

Inicio General La Fragmentación Interior

La Fragmentación Interior

Publicado por Malena

Hasta ahora hemos visto que la revolución social no ha producido en ningún lugar del mundo un cambio fundamental en el hombre.

Si deseamos un verdadero cambio en la sociedad es necesaria una revolución interior.

En una sociedad corrupta, como sabemos que existen, tiene que haber cambios, pero si el hombre individual sigue siendo corrupto en su actividad, trascenderá cualquier forma de sociedad que se instale, por perfecta que sea.

la fragmentación interior

Creemos que no es posible cambiar y entonces, aceptamos las cosas como son y es así como nos volvemos deprimidos y confundidos. Sin embargo cambiar es posible sin demasiado esfuerzo y sin violencia.

Si somos conscientes a cada momento del día, de la hipocresía, de las contradicciones, de los engaños, a la noche no tenemos que hacer balance alguno. En nuestro cerebro, que registra todo, no quedará ningún residuo que nos inquiete y que no nos deje dormir, por lo tanto cada uno de nosotros estará produciendo orden, porque los procesos mentales del día han sido resueltos tal cual son, sin dejar nada pendiente para interpretar o cambiar; y ya no quedará lugar para analizar nada, porque el análisis no es la salida.

Cuando sufrimos un dolor, ese dolor se registra si lo asociamos con experiencias del pasado que nos han hecho sufrir y cuando vuelve a producirse lo seguimos registrando y ese recuerdo continúa.

En cambio, si ese dolor lo observo de modo completo como algo nuevo, no se registrará como una herida, como cuando lo comparo con mis pensamientos, ya que de esa manera me sentiré herido por el resto de mi vida.

Cuando estamos completamente atentos a cada experiencia y la observamos, desaparece el conflicto.

El pensamiento salta de un tema a otro, interpretándolo, analizándolo, modificándolo, porque pensar es recordar conocimientos, experiencias del pasado; por lo tanto no es libre.

Ese pensamiento proyecta desde el ayer lo que debería ser el mañana, sin ver el hoy, y entonces hay conflicto.

Cuando nos ocurren experiencias felices queremos repetirlas porque nos produjeron placer, por lo tanto nos aferramos al pasado y planeamos para el futuro. De esa manera es imposible ver lo nuevo.

El miedo surge entonces, por las experiencias del pasado y pensar en ellas alimenta el miedo. El suceso pudo haber terminado pero seguimos cargándolo a cuestas al pensar en él.

Por lo tanto, el pensamiento alimenta tanto el placer como el dolor y se torna completamente irracional.

Nosotros nos hemos vuelto conciencias fragmentadas. Un yo que desea lo que todos desean y otro yo diferente que somos nosotros mismos.

Vivir cada momento con la mente completamente libre de cualquier forma de resistencia, nos permite ver las cosas tal cual son, no comparando, no analizando, no interpretando en función del pasado. De esa manera la vivencia se convierte en algo mucho más importante que la experiencia.

Categorías: General

3 comentarios para “La Fragmentación Interior”


  • La otra vez viendo ese video … el de Y tu que |@~€¬ sabes?(what do you bleep know?) había una parte que decía que determinados sentimientos,odio, angustia, dolor, amor…tienden a ser todos algo como adictivos..como si de alguna manera causaran una forma de vicio…por un placen algo enxtraño..no sé que sabras sobre esto..y si realmente es así.
    Pero según el articulo: que forma de conciencia es la que uno tiene con los eventos diarios? de forma de que no sea necesario caer en divagaciones nocturnas de balances…
    Estaba pensando que aveces cuando uno tiende a sufrir, tambien hace que se te proyecten en la cabeza cosas que uno hizo mal o le hicieron, y es como si tendiera a sobrecargar ese sentimiento angustiante..a proposito…

    Bueno no sé…saludos

  • Hola Bisis,
    En realidad se parte de un supuesto, la conciencia no se aprende, ya la tenemos y todos, absolutamente todos sabemos lo que está mal y lo que está bien.
    Por eso todas las religiones se basan antes que nada en respetar un código ético, porque si transgredimos queda la culpa en caso del cristianismo y nos queda el karma o condicionamiento en caso de los orientales.
    La conciencia tiende a reparar los errores de muchas maneras, a veces con sacrificios, con enfermedades o cosas peores como el suicidio.
    Por lo general la conciencia sucia produce infelicidad y conflicto. Muchos aparentan burlar esta ley durante su vida y recien al final pagan su culpa siempre de alguna manera.
    Si en la vida diaria nosotros evaluamos los hechos como si se hubieran producido por primera vez, en lugar de asociarlos con otros parecidos del pasado, somos libre. Porque un hecho que no está asociado se interpreta de manera diferente y se puede resolver en ese momento sin dejarlo para después provocando culpa o karma, como quieras llamarlo.
    Las divagaciones nocturnas son principalmente hechos sin resolver, cosas desequilibradas que no se terminaron como la propia conciencia desea.
    Un beso, malena

  • Hola, a mi me pasa eso, divago en la noche, cuando duermo discuto, o sueño que discuto, hasta que las cosas se hacen como yo digo o hasta que logro decir, en el sueño, lo que pienso. Eso me atormenta. Todas las mañanas me despierto con la idea en la cabeza de que me quiero ir de al lado de mi marido y de sus hijos y su flia. Son muy buenos, no tengo nada que decir. Pero no los acepto, no acepto que ronque, que me destape, que sea gordo….que tome vino (no es alcohòlico)….etc.etc.etc. Quiero estar sola.
    A veces he soñado que discuto con su hija (no vive con nosotros) pero me molesta igual. No puedo aceptar a nadie, creo que tampoco me acepto yo como soy. Bueno, hoy estoy muy mal. gracias